Nueva promesa para una vacuna contra la tuberculosis

Elena Silgado Arellano

Abstract

La tuberculosis actualmente ha superado a la infección por VIH y a la malaria como la mayor causa de muerte en el mundo debida a una enfermedad infecciosa. La OMS comunica que existen 10.4 millones de casos nuevos y 1.7 millones de muertes anuales debidas a la tuberculosis. De éstas el 95% ocurren en países en vías de desarrollo. El objetivo era reducir la incidencia un 90% en el año 2035. Sin embargo, la incidencia está sólo disminuyendo un 1-2% al año y las resistencias a los medicamentos están aumentando.

Las vacunas representan el método más coste efectivo para reducir la enfermedad. Sin embargo, hay cierto escepticismo sobre la posibilidad de conseguir una vacuna económicamente viable.

Desde la introducción de la BCG en 1921, la vacuna más extendida a lo largo del mundo, ha sido objeto de controversias. El problema de la eficacia de la BCG radica en la exposición previa de los individuos a otros tipos de Micobacterium no M. tuberculosis.

El informe de Van Der Meeren et al., publicado en el Journal, muestra una eficacia significativa de una nueva vacuna entre personas infectadas previamente por M. tuberculosis. Los resultados sugieren una eficacia de aproximadamente el 54%, más en varones jóvenes, menores de 25 años. Aún hacen falta estudios de eficacia, que son caros, pero el gasto generado por la infección siempre es mucho mayor.

Publicado
2018-12-10